Gignac y un debut olímpico especial ante México

Andre-Pierre Gignac llegó a México en 2015 y no lo piensa dejar ni cuando se retire. Canta lo que los mexicanos, se ha tatuado los tres colores de la bandera, y se siente "uno más" en el país. El destino, que es caprichoso, enfrentará al galo con su país de adopción en el debut de Francia y México en el Torneo Olímpico de Fútbol Tokio 2020.

Se conoce de futbolistas que no celebran goles ante el exequipo, ¿pero no deleitarse en el festejo de un gol sudando por tu país? Gignac ha dicho que no cantará, bailará ni gritará su anotación si es ante México , juego pactado para la madrugada mexicana de este jueves 22.

De hecho, uno de los siete goles que ha marcado con la selección francesa se lo ha dedicado a mexicanos. Fue cuando formó con sus manos las dos ‘L’ características de los seguidores llamados Libres y Lokos’, tras anotarle a Alemania en el Stade France en noviembre de 2015.

La historia de Gignac con México es especial incluso antes de su llegada a la Liga MX. Se remonta, en la memoria del francés, al 22 de noviembre del 2013, cuando anotó el que, según él, es su mejor gol en la Ligue 1. El portero batido no era otro que el Memo Ochoa , entonces portero del Ajaccio.

El arquero del Tri ha recordado esta y otras batallas en el América, donde el atacante no le ha podido anotar y en donde también ha coincidido con otros rivales como Diego Laínez , Jorge Sánchez, etc.

Paralelo19 22 julio, 2021
Compartir
Categorías
Archivar


Club Puebla porta nueva playera por los 200 años de Chile en Nogada